03 junio 2011

Operación Pibón 2

¿Ha llegado el verano? Sin duda. Escaparates repletos de ropa de baño, sandalias, toallas, bolsos de rafia y ropa playera son la prueba de que cada vez queda menos para las vacaciones del año.

    

El verano se agradece por su calidez, la posibilidad de ir más ligeras de ropa, pero no todos los estilos son aptos ni para todos los cuerpos, ni para todas las ocasiones. Porque no es lo mismo despedir el día en el chiringuito, que salir de noche por la playa, que pasar el día con los niños en la arena.